viernes, 11 de enero de 2013

Frankenhooker



A los seguidores habituales de este blog, no creo que os guste mucho este tipo de cine del que voy a hablar, pero lo cierto es que existe y tiene su público (entre el que me incluyo). Este es un blog de CINE y esto también es cine, así que empiezo.

Frank Henenlotter no es un director muy conocido aún siendo uno de los mejores directores de cine gore underground. Este desconocimiento puede deberse a que el señor es bastante cabezota y se niega a trabajar para los grandes estudios ya que no le gusta que le digan como ha de dirigir sus películas. Eso explica también que pase tanto tiempo entre sus películas, de hecho su filmografía es bastante breve (pero intensa, de hecho es el artífice de muchas de las películas más extravagantes y casposas de la serie B), Algunas de sus películas más famosas son la saga de “Basket Case”, “Brain Damage” y la película de la que voy a hablar “FRANKENHOOKER”, que aunque es la obra más inadvertida del Sr. Henenlotter (no sé porqué), es perfecta para pasar una sesión trash con amigos. Pese a ser una película de 1990, parece totalmente ochentera. Mezcla el humor negro con algunos tintes eróticos y gore.


El guión esta escrito por el propio Henenlotter y Robert Martin, que fue editor de la revista de cine de terror y explotation “Fangoria” de 1979 a 1986, y con el que volvió a colaborar en 1991 en el guión de “Basket Case 3”. Una curiosidad es que Robert Martin es uno de los zombis de “El día de los muertos” (George A. Romero, 1985) pero no aparece en los créditos.


“Frankenhooker” (la traducción literal sería “Frankenputa), nos cuenta la historia de Jeffrey Franken (James Lorinz), un joven aspirante a científico loco (al principio le vemos con uno de sus experimentos: un cerebro con un ojo) que trabaja como electricista. Tiene una vida normal, aunque de extraños gustos, y una novia que le ama y le comprende Elizabeth Shelley (os habeis dado cuenta ¿no?, Shelley por Mary Shelley, la escritora de “Frankenstein”).

Mira en que se entretiene el chaval...
Toda su apacible vida se desvanece el día del cumpleaños del padre de Elizabeth. Jeffrey le regala un cortacesped con control remoto que ha inventado el mismo. Todo va muy bien hasta que Elizabeth tiene un tonto accidente con el regalo que acaba haciéndola pedacitos.


Este suceso trastorna al joven Jeffrey (que ya anteriormente no estaba muy cuerdo) y como la única parte que queda intacta de su novia es la cabeza, se obsesiona con ella hasta llegar al punto de tener una cena romántica, con velitas y todo, con ella (con la cabeza). Se obsesiona de tal modo que decide buscar un cuerpo adecuado en el que poner la cabeza de su amada, y devolverla a la vida mediante sus conocimientos médicos y de electricidad. ¿Y dónde buscar un cuerpo? pues muy fácil, entre las prostitutas de Nueva York.

El casting

Doy mi visto bueno a este culo
Ya veis que el argumento no es nada profundo, pero os aseguro que la película es tremendamente divertida de principio a fin, eso sí, entendiendo el tipo de cine que es. Cuando la ves notas lo mucho que se divirtió el equipo al rodarla, y ese entusiasmo se contagia. 
Los bajos fondos neoyorkinos están muy, muy bien captados, y eso se debe a que al parecer grabaron por los suburbios sin permisos ni nada, a la aventura, y esta naturalidad aporta un buen toque.

La cubierta de la película en VHS era interactiva y cuando presionabas en un punto concreto la caja decía. “Wanna date?” (“¿ Quieres una cita?”), una de las frases más memorables de la película.
Es una de las pelis favoritas de Bill Murray, es más, en la funda del DVD aparece una frase de Murray: “If you see one movie this year, it should be “Frankenhooker” (si vas a ver una película este año, debería ser “Frankenhooker”)

El sello de aprobación de Bill Murray
Hay quien jura que Rutger Hauer hace un cameo de 3 segundos, pero yo no puedo afirmarlo con seguridad, porque si que es verdad que sale un tío que se parece mucho, pero no sé si es el realmente...

No es una película para tomársela en serio, simplemente para pasar un buen (BUENÍSIMO) rato, si te gusta este tipo de cine cutre.
Os dejo el trailer:






Moniruki

12 comentarios:

Jaume Cullell dijo...

Muy buen artículo!!
Me parece genial que este tipo de cine también tenga cabida en un lugar como este. :D

Juli Gan dijo...

Vaya, no lo conocía a éste, pero me ha recordado -sólo recordado-a las películas de Cassandra Peterson, "Elvira" la vampira. Me descubres todo un mundo, Moniruki.

Manderly dijo...

Tiene que haber de todo y para todos, pero a mi este cine, como tu dices cutre, no me gusta.
Saludos.

Moniruki dijo...

Tiene que haber gustos para todo, eso es lo bueno, que haya diferentes opiniones.
Me gusta que en este blog me deis libertad para hablar de este tipo de cine, aunque sé que no es vuestro estilo.

LU dijo...

Pues a mi, personalmente me encanta que aquí aparezcan esas cosas que no se encuentran fácilmente. Y si además es divertido, mejor.



Bargalloneta dijo...

Moniruki!!
jajjajaja no creo que la vea.... si lo hago puede ser que no duerma en una semana!!!! tengo pánico a estas películas aunque me asegures que son divertidas!!! pero yo no puedo con ellas... pero estoy de acuerdo con Lu... tenemos que escribir de todo y estoy contenta que tu hagas referencia a este tipo de cine...
besos

TRoyaNa dijo...

Moniruki,
no la descarto para nada y me gusta que aquí haya diversidad.
En mi opinión,hay una peli para cada ocasión y también para cada compañía,así que como tengo más de un amigo "cutre-gamberro"...
!ésta va a la saca!

Roy Bean dijo...

Por lo que comentas creo que tienes razon, el tiempo pasa y hay que descubrir cosas, pero creo, que aunque me pueda gustar, no es un tipo de cine con el que comulgo, y no por nada en particular, que no soy nada prejuicioso, pero me cansan un poco estas ideas alocadas. Estoy seguro por las imàgenes que tiene su punto...

Saludos
Roy

TRoyaNa dijo...

Por cierto,
simple curiosidad:¿sabes si la revista Fangoria guarda alguna relación con el grupo de música que lleva el mismo nombre y que lidera Alaska?

Moniruki dijo...

Pues no lo sé, TRoyaNA. Lo que si sé es los recuerdos de mi infancia que me trae esta revista... Sí, sí, infancia. Me la compraba en secreto, sin que la vieran mis padres...como si fuera porno, vamos.

Bruja Truca dijo...

Pues a mí me han dado ganas de verla. Hay que estar abierta a todo. No empecé a ver cine clásico porque tuviera ningún gen de nacimiento, para que te guste algo tienes que descubrirlo y probar.
Gracias Mónica!

cesar fernandez dijo...

Casi me había olvidado de lo carcajeante que es. Ya desde el plano inicial, con Jeffrey experimentando con una cosa que es básicamente un cerebro con un ojo gigante flotando en un líquido púrpura en lo que creemos es un laboratorio pero resulta ser la cocina de una casa. Otra escena memorable es la de las prostitutas que explotan, que Henenlotter especificó que fuera sin sangre para que fuera semejante al estilo de los dibujos animados. Y todas las escenas con Frankenhooker son descacharrantes. preguntar a doctores online preguntas medicas online chatear medicos online preguntar veterinarios online consultas derecho y leyes online consultas veterinaria online preguntas psicología y psiquiatría online preguntas derecho y leyes online preguntar a medicos online consultar abogados online abogados online gracias